Ir al contenido principal

Ir al menú de navegación

Experiencias

¡Nuestros alumni por el mundo!

Son muchos los alumnos que tras haber pasado por nuestras aulas y talleres, han encontrado diferentes oportunidades laborales y vivido experiencias únicas. Algunos han creado sus propios negocios, otros han encontrado empresas en las que desarrollar proyectos muy interesantes e incluso algunos han sido reconocidos en diversas competiciones gastronómicas.

Los logros de nuestros alumni, lo son también para Basque Culinary Center. Aquí podrás conocer algunas de las experiencias que están viviendo.


La experiencia de Victor Corchado

Máster en Innovación y Gestión de Restaurantes

La gastronomía necesita personas que se atrevan, arriesguen y disfruten del camino.

La experiencia de Victor Corchado

Cuéntanos qué es Borona Bistró ¿Cómo nace la idea?

Borona Bistró es el restaurante de Rocío Rey y Víctor Corchado. Somos una pareja, maitre y chef, que llevamos años trabajando juntos y desde el principio nos propusimos vivir experiencias que nos aportaran valor de cara a poner en marcha nuestro propio restaurante.

¿Qué tipo de oferta gastronómica trabajáis?

Tenemos una oferta basada en el recetario extremeño, recuperando platos que ya casi no se ven a nivel doméstico, menos en restauración... pero siempre con técnicas y presentaciones actuales.
Nuestro producto es de proximidad porque el compromiso con el entorno y la cadena de valor de la gastronomía en Cáceres es un pilar básico del proyecto.
Estructuramos nuestra oferta en menú degustación y carta, ambos muy dinámicos y de temporada.

¿A qué tipo de cliente os dirigís?

Creemos que nuestro principal cliente está en la ciudad de Cáceres. No tanto turistas o corporativos, aunque el camino se hace andando.

¿Qué te motivó a abrir tu propio negocio?

Nuestra manera de entender el oficio se basa en la idea de compartir. Alrededor de una mesa con personas que queremos, buena gastronomía y una copa de vino, se viven grandes momentos de disfrute. Queremos participar de la felicidad de los demás y aportarles lo que nos hace feliz a nosotros, que es ejercer de anfitriones.

Cuéntanos tu paso por Basque Culinary Center

Durante años quise estudiar allí. En 2018 pude matricularme en el Máster de Innovación y Gestión de Restaurantes. Cada semana hacía 1000 km hasta Donostia para acudir a clase.
Siempre con la idea de sacar lo mejor porque nuestra apertura se iba a dar más pronto que tarde. 
Conocí personas maravillosas a las que ahora considero amigos. En una clase de treinta alumnos, había trece nacionalidades.
Los profesores fueron fabulosos: Adela Balderas, Eduardo Serrano, Diego Coquillat, Luis Arrufat, Enrique Valenti...
Fue duro, sobre todo hacerlo compatible con mi vida personal y laboral. Pero aprendí muchísimo y crecí como profesional más que nunca.
Formarme en Basque Culinary Center para mí fue cumplir un sueño.

¿El Máster en Innovación y Gestión de Restaurantes te ha ayudado a la hora de abrir el restaurante?

Este Máster es magnífico a la hora de pensar en una empresa de restauración. Todo se enfoca al emprendimiento y aprendes haciendo.
Una vez terminado el máster no eres consciente de todo lo que te ha aportado. En mi caso, con el paso de los meses y al encontrarme en situaciones concretas, me di cuenta que había evolucionado mi visión del sector.
He emprendido dos años después de graduarme y en este tiempo he seguido leyendo y formándome con las herramientas que entonces me dieron. Sin el máster no hubieramos llegado ni a la mitad de lo que ahora hemos planteado.

¿Animarías a los futuros y futuras estudiantes que nos leen a embarcarse en su propio negocio?

Sin duda. La gastronomía es un sector que está en evolución continua. Hay muchas oportunidades y necesitamos de personas que se atrevan, arriesguen y disfruten del camino.